En lo que se podría considerar su comentario más amplio sobre el feminismo hasta el momento, el presidente de Estados Unidos Barack Obama escribió un ensayo para la revista Glamour en el que reflexiona sobre la larga lucha de las mujeres por la equidad y llama a los hombres a combatir el sexismo y establecer relaciones igualitarias.

En su ensayo de 1500 palabras, el presidente sostiene que “cuando todos somos iguales hay más libertad”. Alaba el progreso de las mujeres estadounidenses a lo largo del siglo pasado y aboga por trabajar hacia la igualdad en sueldos y derechos reproductivos. También advierte sobre el peligro de “las presuposiciones pasadas de moda acerca de los roles de género”.

El presidente afirma que es importante para sus hijas que él sea feminista “porque eso es lo que esperarán de cualquier hombre”.

“Debemos seguir cambiando la actitud de criar a nuestras hijas para que sean recatadas y a nuestros hijos para que sean asertivos, de criticar a nuestras hijas por decir lo que piensan y a nuestros hijos por llorar”, escribe. “Debemos seguir cambiando la actitud que castiga a las mujeres por ejercer su sexualidad y premia a los hombres por hacer lo mismo”.

“Debemos seguir cambiando la actitud que permite el acoso habitual a las mujeres, ya sea cuando caminan por la calle o cuando se atreven a mostrarse en línea. Debemos seguir cambiando la actitud que enseña a los hombres a sentirse amenazados por la presencia y el éxito de las mujeres”.

Brenda Weber, Directora del Departamento de Estudios de Género de la Universidad de Indiana, dijo que le “encantó” el ensayo, y que lo considera una gran muestra de sensibilidad frente a los problemas de las mujeres. Es raro que un hombre, ya no se diga un presidente, escriba un ensayo así, dijo.

“Esas son declaraciones bastante radicales para un político con ese nivel de influencia”, dijo Weber.

No es la primera vez que Obama se declara como feminista. En junio, en una cumbre sobre las mujeres en la Casa Blanca, afirmó: “Así es como se ve un feminista”, hablando de sí mismo.

Cindi Leive, editora de Glamour, dijo en el programa “CBS This Morning” que pensaba que el ensayo “va más allá del trillado ‘Creo en la mujeres fuertes’ que a estas alturas cualquiera puede enunciar”.

“Lo entiendo como un momento muy moderno; es algo que quizá no habríamos podido haber escuchado de ningún otro presidente, y que honestamente no habíamos oído durante este año”, dijo. “Creo que la adopción del término feminista por parte de hombres y mujeres en verdad ha ido en aumento”.

Con información de The New York Times.